Vistas

Hacia el este el perfil inconfundible de Sierra Bermeja se une a la masa rocosa de Sierra Crestellina, morada de una importante colonia de buitres que recorren todos los días el cielo de Gaucín.

 
Hacia el oeste destaca la montaña del Hacho, símbolo del pueblo y una atalaya perfecta para disfrutar los días despejados de una impresionante vista de 360º alrededor de su cumbre.
 
Las vistas hacia el sur donde los valles del río Genal y del Guadiaro se unen en una sucesión de onduladas colinas que conducen nuestra vista hacia Gibraltar. A la derecha del Peñón aparece muchas veces el reflejo plateado de las aguas del Mediterráneo y a su izquierda, la bonita bahía de Algeciras, y al fondo las impresionantes montañas de Marruecos, gigantes de piedra que aparecen muchos días como telón de fondo, destacando entre todas el Jebel Musa que, junto con el Peñón de Gibraltar constituyen las dos columnas de Hércules sobre las que el mítico héroe se apoyó para separar los dos continentes.
 
El pueblo y sus vistas ya fueron admirados por los artistas románticos ingleses del siglo XIX como Roberts y Lewis, quienes dejaron sus impresiones en grabados que ilustraban los libros de viajeros por España. Así mismo, Prospero Merimé en su libreto original de la ópera Carmen, situaría el encuentro de Carmen con su enamorado en el pueblo de Gaucín.